La transferencia de datos a través del internet es muy importante. Un informe de We Are Social indica que para el 2019 se tienen 4.388 millones de internautas, que se traduce en una penetración del 57%, un aumento en comparación del 2018. Para que ello llegue a los usuarios, es fundamental un medio de transmisión. Por tal motivo, es vital que conozcas las características más significativas de las conexiones existentes. Conforme a ello, en el artículo podrás saber cómo escoger entre Internet fibra óptica y ADSL.

Definiendo los conceptos básicos

Internet Fibra óptica

Es denominado también «banda ancha ultrarrápida», que maneja cables de fibra óptica para transmitir datos. Esto significa que los datos tienen el potencial de viajar a la velocidad de la luz. Por lo que no se ven afectados por su distancia del intercambio. También puede contener volúmenes de tráfico mucho más altos sin que sus velocidades de descarga se vean afectadas.

Al hablar de fibra se hace referencia que en su interior hay alambres de vidrio delgados. Óptico se refiere a la forma en que pueden los datos son transferidos por señales de luz. De modo que, al ejecutarse la conexión con fibra óptica, se generan señales luminosas en cables de vidrio flexibles. (Prieto, 2014)

ADLS o línea de abonado asimétrica

El ASDL, emplea las líneas telefónicas que transmiten las informaciones mediante cables de cobre. Este proceso ocurre desde la central telefónica más cercana al hogar u oficina. Mientras más lejos este el intercambio, la velocidad será más lenta. En esta conexión, es probable que se encuentre mayor tráfico de internet y, por ende, lentitud en la descarga. ASDL es la conexión más popular en el mundo. 

Las diferencias características entre ambas conexiones son:

1-Velocidad

Es la característica que los diferencia principalmente. Las redes de internet fibra óptica ofertan velocidades de hasta 1 Gpbs (1000 Mbps), mientras que las velocidades de DSL generalmente superan los 6 Mbps. 

En otras palabras, la fibra óptica suele ser más rápida. Sus velocidades ofertadas son excelentes para descargas que requieran muchos datos. Tales como música y videos, streaming en tv, juegos cooperativos, dispositivos interconectados con el internet de las cosas, entre otros. 

En el caso de las líneas ADSL, las acciones que permiten sus conexiones son más limitadas y clásicas. Estas descargas pueden ser desde la navegación en internet, gestión de correos electrónicos, imágenes y libros electrónicos.

En este caso todo dependerá de tus necesidades de conexión y por supuesto, del plan de datos y tipos de redes que estén al alcance de tu domicilio. 

2- Modalidad de instalación y conexión

Al hablar de internet fibra óptica, la misma se constituye de cables de plástico o vidrio. Ello implica un funcionamiento más sencillo. Las señales emitidas son de luz que hace posible una mayor velocidad de navegación y superior calidad de señal. Para acceder al servicio puede hacerse una instalación propia sin necesidad de contratar un proveedor. 

En el caso de ADLS, posee una instalación sencilla al contar con una línea telefónica. Por ende, es más fácil el trabajo que debe ejecutarse para su funcionamiento. Esta línea de abonado simétrica, se compone de hilos de cobre que emiten una señal eléctrica. Para el acceso es fundamental contar con un proveedor de servicios.

 3-Precio

Mediante la conexión ASDL, se encontrarán mayores ofertas en el mercado y resultará una opción mas económica. Para el internet fibra óptica, se señala que el precio es superior a la línea de abonado asimétrica. El motivo es que son requeridos transmisores y receptores más costosos. Acorde con ello, el usuario de la fibra óptica cancelará un internet real o velocidad precisa, mientras que el ASDL será una velocidad estimada.

4-Acceso a Internet fibra óptica y a ADSL

Si deseas instalar el internet fibra óptica, debes investigar inicialmente si tu zona tiene instalado los cables requeridos. En este sentido, para esta conexión, hay limitaciones ya que solo se encuentra en zonas muy específicas, en especial las urbanas. En torno al ADSL, los cables telefónicos, están disponibles en todas partes. Por lo que hay mayor probabilidad que encuentres este servicio. 

Si estás empleando una aplicación que requiere de alta velocidad, o tiene varias computadoras en la casa, la fibra puede ser una buena opción para ti. Quizá aspectos como costos y disponibilidad son elementos a analizar. Para seguir profundizando en este tema, te invitamos a revisar el resto de nuestros artículos.